Presentación   Glosario   Textos   Autores   Índices   Noticias   Colaborar   S O S   Otros   Mapa Web  
.
 
LOS RETABLOS CERÁMICOS DE LA PROVINCIA DE CASTELLÓN. (137)
NUESTRA SEÑORA DEL TRÁNSITO. BECHÍ.
PASCUAL LUIS SEGURA MORENO
 

Imagen: Nuestra Señora del Tránsito, o Virgen de Agosto.
Autor: Desconocido.
Fabrica: Desconocida. Valencia.
Técnica: azulejo plano esmaltado, dibujo estarcido y pintado a mano.
Fecha: 1880.
Medidas: vertical 80 x 60 cm. Doce azulejos de 20x20 cm.

Iconografía: Desde la más remota antigüedad, la liturgia oficial de la Iglesia recogió la doctrina de la muerte de María. Royo Marín refiere dos oraciones “Veneranda nobis...” y “Subveniat, Domine ...” , las cuales estuvieron en vigor hasta la declaración del Dogma (1950) y recogen expresamente la muerte de María al celebrar al fiesta de su gloriosa Asunción a los Cielos. Las oraciones posteriores a la declaración del Dogma, por razones obvias, no aluden a la muerte.

Así decía la oración “Veneranda nobis”: “Ayúdenos con su intercesión saludable, ¡oh, Señor!, la venerable festividad de este día, en el cual, aunque la santa Madre de Dios pagó su tributo a la muerte, no pudo, sin embargo, ser humillada por su corrupción aquélla que en su seno encarnó a tu Hijo, Señor nuestro”.

Es sabido que la muerte no es condición esencial para la Asunción. Y es sabido, también, que el Dogma de la Asunción no dejó definido si murió realmente la Santísima Virgen. Había para entonces discusión sobre esto entre los Mariólogos y Pío XII prefirió dejar definido lo que realmente era importante: que María subió a los Cielos gloriosa en cuerpo y alma, soslayando el problema de si fue asunta al Cielo después de morir y resucitar, o si fue trasladada en cuerpo y alma al Cielo sin pasar por el trance de la muerte, como todos los demás mortales (inclusive como su propio Hijo).

Juan Pablo II, en una de sus Catequesis sobre el tema, nos recordaba que Pío XII y el Concilio Vaticano II no se pronuncian sobre la cuestión de la muerte de María. Pero aclara que “Pío XII no pretendió negar el hecho de la muerte; solamente no juzgó oportuno afirmar solemnemente, como verdad que todos los creyentes debían admitir, la muerte de la Madre de Dios”. (JP II, 25-junio-97).

El retablo nos muestra a la Virgen María en el lecho de muerte. Sobre un catafalco con paño de púrpura que termina con flecos de oro. La Virgen aparece rígida, yaciendo muerta.

Tiene la Virgen María los ojos cerrados, vencidos ya por la muerte y el rostro ladeado hacia su izquierda. La cabeza cubierta con un tocado que solo deja mostrar su rostro. Sobre la cabeza una corona imperial y un gran nimbo estrellado con resplandor ilumina su rostro. Las manos unidas a la altura de su pecho que apoya sobre una túnica verde claro y cubre el cuerpo con un gran manto cónico azulado con profusión de bordados simulados. Los pies sobresalen de la túnica y se apoyan sobre una luna menguante plateada.

A ambos lados, a la altura de su cuerpo, la flaquean dos jarrones de jardín con verdes arbustos. En la parte superior a la derecha del retablo sobre una nubecilla dos querubines contemplan la escena.

El retablo no presenta firma del autor ni marca de fábrica. Se enmarca el retablo con una orla de doble filete amarillo y naranja.

Estado de Conservación y restauración: Bueno, no presenta roturas ni lascas. Debería desmontarse y colocar en su posición original los azulejos que tiene permutados nº 10 y 12.
Ubicación. Vivienda particular, calle de las Viñas n º 11. Bechí (Castellón).

El retablo se halla en el interior de un nicho poco profundo totalmente desornamentado de las mismas dimensiones que el propio retablo, realizado en mampostería de ladrillo encalado y pintado. Dicho nicho se encuentra a la altura del primer piso, centrada a la fachada del inmueble. La estrechez de la calle provoca que el retablo pase desapercibido a los transeúntes.

Bibliografía:
Pérez Guillen. Inocencio. Ficha de etnología. Nº 3460. Generalitat Valenciana

Texto y fotografías: Pascual Luis Segura Moreno.  Agosto 2014.

   

Ver la ficha de catalogación de la pieza.

Ver otros artículos de este autor.

Ver otros artículos de esta localidad.
 
 
www.retabloceramico.net
Email: retabloceramico@gmail.com
 
PÁGINA PRINCIPAL